• Donaciones
  • +34 646 961 895
  • info@carreraporlavida.org

viernes 29, diciembre 2017

Una de cada ocho mujeres lo padecerá a lo largo de su vida, pero las tasas de curación son de las más elevadas en enfermedad oncológica.

Este jueves, como cada 19 de octubre, es el día de la lucha contra el cáncer de mama. La medicina, a nivel mundial, acordó brindar esta jornada a la batalla contra la enfermedad para reivindicar la importancia de su detección precoz y, por tanto, de las revisiones preventivas.

El cáncer de mama es el tumor más frecuente en las mujeres occidentales. Cada año se diagnostican 26.000 casos en España. Según la Asociación Española contra el Cáncer (AECC), «una de cada ocho mujeres lo padecerán a lo largo de su vida». A continuación, trazamos un retrato de la enfermedad a través de los datos que mejor la definen.

1. El tumor más frecuente entre las mujeres

Se trata del tumor más frecuente en la población femenina, tanto en países del primer mundo como en aquellos en vías de desarrollo. La incidencia en España, según la AECC, es baja en comparación con Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, Países Bajos, Bélgica, Alemania, Francia o Suiza; y similar a la de Portugal e Irlanda.

Si se tienen en cuenta ambos sexos a la hora de contabilizar, es la cuarta variable más habitual.

2. El que más muertes causa en mujeres

Sólo en 2014, murieron más de 6.213 personas por culpa del cáncer de mama. Es el tumor más mortífero, pero no por su complejidad en el tratamiento, sino por ser el más frecuente. La media de edad de las defunciones que ocasiona roza los 70 años.

3. Alto porcentaje de curación

Casi el 90% de las mujeres diagnosticadas con cáncer de mama están vivas y libres de enfermedad a los cinco años de la detección. Las cifras varían según el tipo de cáncer y empeoran drásticamente si se trata de cáncer de mama metastásico, una enfermedad incurable, aunque la esperanza de vida de las afectadas está aumentando. 

4. Pocas veces es hereditario

Sólo entre el 5% y el 10% de los cánceres de mama son hereditarios. Esto lo determina la presencia de una mutación en los genes BRCA 1 y BRCA 2,que sólo afecta a ese porcentaje de la población.

5. Entre los 45 y los 65, las más afectadas

Según la AECC, la mayoría de los casos se diagnostican en mujeres de entre 35 y 80 años, aunque la cota máxima se alcanza entre los 45 y los 65. «Aunque no disponemos de un sistema nacional de registro para conocer las cifras exactas», expresa la asociación.

6. Tres tipos de cáncer a grandes rasgos

Aunque existen varios tipos, podrían agruparse principalmente en tres: hormonodependientes, aquellos causados por la proteína Her2 sobreexpresada y los triple negativo. Éstos últimos son los de peor pronóstico.

Fuente: El Español